24h Siempre abierto, siempre esperándote.

Las Indias en el Quijote

Las indias en el Quijote

Una vida de leyenda

Miguel de Cervantes merecería ser el protagonista de una de sus propias novelas y es que, muchas veces, la realidad supera a la ficción. 

Nació en la villa castellana de Alcalá de Henares, se cree que un 29 de Septiembre de 1547. La familia vivió en Valladolid, Córdoba, Sevilla (donde contemplaría con sus propios ojos las idas y venidas de las flotas de la Carrera de Indias) y finalmente se establecieron en Madrid. En 1569 está en roma, donde ha debido de machar por haber herido a un hombre en duelo en España. Desde ahí se alistó en los Tercios donde sirvió y quedó herido en una mano en la mítica batalla de Lepanto en 1571. Tras ello siguió sirviendo en los tercios y al regresar a España su galera fue apresada y él hecho cautivo en Argel donde a pesar de varios intentos de fuga, permaneció 5 años. Tras ser rescatado por los Trinitarios, llegó a Portugal, desde donde es enviado por las “altas esferas” en misión de espionaje a Orán. Tras regresar con éxito vuelve a Madrid, solicita pasar a Indias pues se enteró de que había cuatro plazas vacantes allá que le podían venir bien: en la Gobernación de la provincia de Soconusco en Guatemala, en la contaduría de las galeras de Cartagena de Indias, en el  Corregimiento de la ciudad de La Paz o en la contaduría del Nuevo Reino de Granada. Para ello, envió un amplio expediente al Consejo de Indias, dando fe de sus  méritos y servicios, pero fue despachado con la escueta y famosa frase “busque por acá en qué se le haga merced”.  

Sus esperanzas de una nueva vida en un Nuevo Mundo, dieron así al traste, pero si bien nunca pudo llegar a las Indias en vida, sí que lo hizo su obra inmortal, donde cada día sigue siendo leída por miles de lectores y su figura es recordada y celebrada en todos los países hispanos.

Sobre las líneas la primera edición del Quijote.

Curiosidades sobre Cervantes

A pesar de que todos tenemos en mente cómo era Cervantes. En realidad no existe ningún retrato auténtico de don Miguel. Ni siquiera el más famoso de todos, el que acompaña a estas líneas atribuido a Juan de Jáuregui y conservado en la Real Academia Española, en Madrid. Todas las imágenes que hay sobre él, incluida esta, son representaciones artísticas basadas más o menos, en la descripción que el autor hace de sí mismo en el prólogo de sus Novelas Ejemplares.

Era tartamudo. También en el mismo prólogo de dichas novelas lo indica del siguiente modo «será forzoso valerme por mi pico, que, aunque tartamudo, no lo seré para decir verdades».

Aunque es conocido como el manco de Lepanto, en realidad no lo era. Su mano quedó tullida en célebre batalla, pero no le fue amputada.

Fue excomulgado tres veces cuando trabajó como recaudador de impuestos, por querer cobrar a la Iglesia los impuestos que ésta estaba obligada a satisfacer.

Aunque se ha dicho que era de familia judeoconversa, su abuelo fue abogado de la Inquisición, por lo que si los Cervantes no hubieran tenido una exquisita limpieza de sangre, jamás habría sido aceptado en dicho puesto.

Si día 23 de abril es el día mundial del libro, es sin duda por Cervantes, no por Shakespeare ya que al contrario de lo que se piensa, no murieron el mismo día del mismo año. Cervantes murió, efectivamente el 23 de abril de 1616 pero si usamos el mismo calendario, el gregoriano, Shakespeare murió el 3 de mayo. El error está en que en aquellos entonces Inglaterra utilizaba el calendario juliano y España el gregoriano que se sigue usando en la actualidad.

Además de en Argel, también fue encarcelado en España.

Mantuvo relaciones ilícitas con una mujer casada, con la cual tuvo incluso una hija a la que el escritor reconoció.

El español o castellano, patrimonio de todos.

Miguel de Cervantes escribió su obra cumbre obviamente en su lengua materna, el castellano. El quijote continúa siendo uno de los libros más leídos de la historia. Y es que en las naves de la Carrera de Indias no solo había mercancías. Con su paso a las Indias, los españoles llevaron sus productos, sus costumbres y también su lengua, lengua, que hoy día está en franca expansión y que tras el mandarín y  el inglés, es la tercera lengua más hablada del planeta. En esa lengua, cada día, millones de personas de todo el mundo hablan, piensan, leen, sueñan, aman y desean. Sin la Carrera de Indias, esto no habría sido posible.

Las gramáticas europeas y americanas

Uno no se esfuerza por aprender y escribir libros de una lengua de un grupo humano al que quiere exterminar.

Muchas de las lenguas de los nativos americanos fueron conservadas para la posteridad gracias a dos hechos; primero, los españoles siguieron permitiendo su uso y segundo recopilaron en gramáticas sus reglas, mucho antes de que otros países europeos hicieran lo propio con sus lenguas, como por ejemplo Inglaterra.

MUCAIN, El Museo de la Carrera de Indias |  © 2022 Todos los derechos reservados | Politica de Privacidad Términos de Uso

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a sus páginas web. No se utilizaran las cookies para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.